sábado, 8 de abril de 2017

Me contaron


Me contaron que estabas
enamorada de otro

y entonces me
fui a mi cuarto

y escribí este
artículo contra el
Gobierno

por el que estoy preso.

Ernesto Cardenal
Ilustración: Sonia MariaLuce Possentini

viernes, 7 de abril de 2017

La tristeza del mar cabe en un vaso de agua

No hay pues mujer más sola,
más tristemente sola,
que la que quiere amar a un hombre triste.
Piedad Bonnett

Los hombres tristes,
que tienen en sus ojos un café de provincias,
que no saben mentir como quien dice,
que se esconden detrás de los periódicos,
que se quedan sentados en su silla
cuando la fiesta baila,
que gastan por zapatos una tarde de lluvia,
que saludan con miedo,
que de pronto una noche se deshacen,
que cantan perseguidos por la risa,
que abrazan, que importunan hasta quedarse solos,
que retornan después a su tristeza
igual que a su pañuelo y a su vaso de agua,
que ven cómo se alejan las novias y los barcos,
esos hombres manchados por las últimas horas
de la ocasión perdida,
me recuerdan a mí.

Luis García Montero


Ilustración: Sonia MariaLuce Possentini

jueves, 6 de abril de 2017

Heme aquí raíz...


Heme aquí raíz,
savia de impulsos ascendentes,
madre aún,
posible siempre,
anticipada gestación
de un porvenir intruso,
intrusa de un presente
que desestima
el valor de nacer
a sí mismo de nuevo.
Heme aquí clavando
mis ojos
de savia encarcelada
en los troncos vacíos de los árboles
muertos,
heme aquí creyendo,
queriendo creer
en la impostura de las ruinas,
en el candor del desastre,
el valor de lo opaco,
la calidez del humo en los rescoldos.
Heme aquí,
heme aquí,
he aquí que me atrevo
a creer en las ruinas.

¡Me atrevo a creer en las ruinas!

Chantal Maillard
Ilustración: Gabriel Pacheco

miércoles, 5 de abril de 2017

Graal


Respiración oscura de la vulva.

En su latir latía el pez del légamo
y yo latía en ti.
                          Me respiraste
en tu vacío lleno
y yo latía en ti y en ti latían
la vulva, el verbo, el vértigo y el centro.

José Ángel Valente. 

Ilustración: Miguel Naranjo

martes, 4 de abril de 2017

Porque ya no eres un ángel sino un hombre solo sobre dos


Porque ya no eres un ángel sino un hombre solo sobre dos
pies cansados sobre esta tierra que gira y es terriblemente
joven todas las mañanas.

Porque sólo tú sabes que hay música, jadeos, incendios,
máquinas que escupen verdades y mentiras a los cuatro
vientos, vientos que te empujan al otro lado, a tu hueco
en el vacío, a la informe felicidad del ojo ciego, del oído
sordo, de la muda lengua, del muñón angélico.

Porque tú gusano, ave, simio, viajero, lo único que no sabes
es morir ni creer en la muerte, ni aceptar que eres tú
mismo tu vientre turbio y caliente, tu lengua colorada,
tus lágrimas y esa música loca que se escapa de tu oreja
desgarrada.

Blanca Varela

Ilustración: James Christensen, two angels discussing botticelli

viernes, 31 de marzo de 2017

Reconciliación


Me acuso de quererte.
Perdóname este amor, amor.
Amor es lo que mata y resucita a uno.
Sé mucho, estoy de vuelta,
he decidido seguir en la batalla,
mi arma es el amor
tú mi enemigo.
Nos han dejado solos frente a labio,
frente a frente:
tu dependes de mí
yo de tus armas
¡tíralas!
aligera hacia mí,
abre los brazos,
acércate sin miedo,
te lo juro que no quiero dejarte
malherido.
Dame un abrazo.
No dejes de abrazarme hasta que nunca...
mi arma es el amor y quiero
clavármela en el pecho al abrazarnos.

Gloria Fuertes


Ilustración: raphael kirchner

jueves, 30 de marzo de 2017

Te lo dije para las nubes


Te lo dije para las nubes
Te lo dije para el árbol del mar
Para cada ola para las aves en las hojas
Para los guijarros ruidosos
Para las manos familiares
Para el ojo que se vuelve rostro o paisaje
Y el sueño le da el cielo de su color
Para toda noche bebida
Para la reja en los caminos
Para la ventana abierta para la frente descubierta
Te lo dije para tus pensamientos para tus palabras
Toda caricia toda confianza sobreviven.

Paul Éluard. Te lo dije para las nubes
Ilustración: Anna Berezovskaya

miércoles, 29 de marzo de 2017

Declaración de amor de Colin a Chloé

-Chloé, tus labios son dulces. Tienes la tez de fruta. Tus ojos ven como es debido y tu cuerpo hace correr calor por el mío... Harán falta meses y meses para que me sacie de darte besos. Harán falta meses y meses para agotar los besos que quiero darte, en las manos, en el pelo, en los ojos, en el cuello... Chloé, querría sentir tus senos sobre mi pecho, mis dos manos cruzadas sobre ti, y tus brazos alrededor de mi cuello, tu cabeza perfumada en el hueco de mi hombro, y tu piel palpitante, y el olor que se desprende de ti...

Boris Vian. La Espuma de los Días. Capítulo 16.


martes, 28 de marzo de 2017

Bodas

Perdidos en la niebla
el colibrí y su amante.
Dos piedras lanzadas por el deseo
se encuentran en el aire.
La retama está viva,
arde en la niebla,
habitada.
(dedicatoria)

Blanca Varela

Ilustración: Jean Baptiste Monge

lunes, 27 de marzo de 2017

El corazón más plano de la tierra

El corazón más plano de la tierra,
el corazón más seco,
me mostró su ternura.
y yo tuve vergüenza de la mía.

Tuve vergüenza de los himnos largos,
de las constelaciones derramadas,
de los gestos nupciales y espumosos,
de las escarapelas del amor,
de los amaneceres desplomados.

Y también tuve miedo.
Miedo de las palabras que no cantan,
miedo de las imágenes que sobran
cuando tanto ser falta,
miedo de los roedores que se baten
en la iglesia vacía,
miedo de las habitaciones bautismales
que se llenan de águilas.

El corazón más plano de la tierra
me hizo aprender el salto en el abismo
de una sola mirada.

Roberto Juaroz

Ilustración: Felicia Olin

domingo, 26 de marzo de 2017

XXIV


amarte es esto:
una palabra que está por decir/
un arbolito sin hojas
que da sombra/

Juan Gelman


Ilustración: Cathrine Raben Davidsen

sábado, 25 de marzo de 2017

Fragmentos


La distancia más corta entre dos puntos:
la que existe entre el tigre y la gacela.

Ángel González



Ilustración: Lukas Kandl

viernes, 24 de marzo de 2017

Transgresiones


Todo mandato es minucioso
y cruel
me gustan
las frugales transgresiones

Por ejemplo inventar el buen
amor
aprender
en los cuerpos y en tu cuerpo

Oír la noche y no decir
amén
trazar
cada uno el mapa de su audacia

Aunque nos olvidemos
de olvidar
seguro
que el recuerdo nos olvida

Obedecer a ciegas deja
ciego
crecemos
solamente en la osadía

Solo cuando transgredo alguna
orden
el futuro
se vuelve respirable

Todo mandato es minucioso
y cruel
me gustan
las frugales transgresiones.

Mario Benedetti
Ilustración: knees by Mukilteo Casualtie

jueves, 23 de marzo de 2017

Me he despertado de pronto

Me he despertado de pronto,
tú me estabas gritando enfurecido
destrozabas la noche,
rompías en pedazos la materia.
He comprendido entonces
tu obsesión
por las manos manchadas de sangre
También yo mataría,
incluso a ti:
me haces soñar sin tregua,
no me dejas dormir.

Clara Janés


Ilustración: Conrad Roset

miércoles, 22 de marzo de 2017

¿Por qué escribe usted?


Porque el fantasma porque ayer porque hoy:
porque mañana porque sí porque no
Porque el principio porque la bestia porque el fin:
porque la bomba porque el medio porque el jardín

Porque Góngora porque la tierra porque el sol:
porque San Juan porque la luna porque Rimbaud
Porque el claro porque la sangre porque el papel:
porque la carne porque la tinta porque la piel

Porque la noche porque me odio porque la luz:
porque el infierno porque el cielo porque tú
Porque casi porque nada porque la sed

porque el amor porque el grito porque no sé
Porque la muerte porque apenas porque más
porque algún día porque todos porque quizás

Óscar Hahn
Ilustración: Aya Kato

martes, 21 de marzo de 2017

Por lo que no dije...


Por lo que no dije
por lo que no sé deletrear
por las almas apagadas de los chicos
por aquella Lesbos infinita
yo canté una compañera
ardiente en el amor
y alegre en los ritos eleusinos.
Por esa compañera que inició
mi canto
y que habla de muerte en el amor
seguiré diciendo que la vida es una fiesta
y que la fiesta quema a los impostores.

Alda Merini

Ilustración:  Julie Filipenko

lunes, 20 de marzo de 2017

Tal vez en primavera


Tal vez en primavera.
Deja que pase esta sucia estación de hollín y lágrimas
hipócritas.
Hazte fuerte. Guarda miga sobre miga. Haz una fortaleza
de toda la corrupción y el dolor.
Llegado el tiempo tendrás alas y un rabo fuerte de toro o
de elefante para liquidar todas las dudas, todas las
moscas, todas las desgracias.
Baja del árbol.
Mírate en el agua. Aprende a odiarte como a ti mismo.
Eres tú. Rudo, pelado, primero en cuatro patas, luego en
dos, después en ninguna.
Arrástrate hasta el muro, escucha la música entre las
piedrecitas.
Llámalas siglos, huesos, cebollas.
Da lo mismo.
Las palabras, los nombres, no tienen importancia.
Escucha la música. Sólo la música.

Blanca Varela

Ilustración: Anna Berezovskaya

miércoles, 15 de marzo de 2017

10

Si hubiera un castigo -dijo-
sería
no poder
quitar su nombre
ni con uñas,
ni con bueyes,
ni con tinta,
del lugar de la esperanza.

Valeria Pariso
 
Ilustración: Cherri Wood

martes, 14 de marzo de 2017

Barnízate

barnízate
                     te quiero
                                        genio del can-can
                                                                             docena de flores.

Eres toda la tierra
docena de flores
música ciega,
                            eres todos los templos
                            todos los tigres
                            todos los días,
                                                          eres el número de teléfono de Dios.

Tus ojos azules azor de los ojos
tus manos cerradas y el campo abierto y amarillo,
sólo te echo de menos
cuando estás conmigo

cuando estás conmigo
cuando buscas agua en el desierto de mi boca

sólo te echo de menos
cuando estás conmigo,
entonces trago más humo
tengo más miedo
veo más luces.
Van Gogh quiere pintarte los labios antes de morir.

Eres un bosque de un solo árbol,
                                                                   cuando me miras
                                                                   estoy quieto y soy quietud
                                                                   pero cuando no me miras
                                                                   bailo tan salvajemente
                                                                   clavo tantas navajas
                                                                   pienso tan poco en ti

                                              te echo de menos cuando estás conmigo
                                              no existo cuando no estás,
                                              te vas y me convierto en baile
                                              te vas y me convierto en ala.

Si quemas mi tristeza con tu risa
te enamorarás de mí
y dejaré de subir
tantos montes de amargura.


Te escribo para decirte
que eres un almendro de fuego

te escribo para decirte
que no quiero decirte nada
que sólo quiero abrazarte
buscar el calor de tu vida.

Pedro Casariego

Ilustración: Catrin Welz Stein



lunes, 13 de marzo de 2017

La luna, siempre

Redonda, hinchada de frotarse contra el cielo
rasga mi piel con su delgada luz
Cae sobre mi pelo
con la levedad de una sirena
que no se hubiera dado cuenta
que no posee piernas
Solivianta mi sangre
me enciende de locura
me regala una piel fosforescente
y me convierte
aceite hirviendo
en fauna
(cascos y cuernos y cabello desbocado
bajo el lúbrico soplo de lo oscuro)

Ana María Rodas
Ilustración: Anuska Allepuz